El coaching: herramienta de mejora continua en la Construcción
27 junio 2017
Autor:
Sección: Infraestructura y Obra

Coaching infraestructuraEn otros giros, permite llevar al trabajador a desempeñar su tarea con gusto, y a comprometerse a dar lo mejor de sí.

En el ramo de la construcción se llevan una serie de procesos multidisciplinarios que involucran una constante articulación de criterios y prioridades tan distintas, que retan constantemente a la empresa a exigir una meta común que fusione los talentos y los conocimientos de todos los que están en el proyecto.

Las empresas que tienen una filosofía de trabajo de mejora continua, de evaluación y la capacidad de reinventarse, se permiten afrontar nuevos retos y nuevas formas de llegar ellos. En algunas ocasiones no es fácil redireccionar los vicios, la rutina, hasta nuestro conocimiento limitado, todo esto es un obstáculo o una barrera que nos impiden poder demostrarnos de lo que nuestra empresa y nosotros somos capaces.

El coaching es una herramienta con un principio y un fin, nos ayuda a obtener mejores niveles de desempeño, nos da resultados medibles, nos ayuda a aceptar y entender lo que debemos cambiar, nos guía para dar los primeros pasos a partir de cuestionamientos individuales y grupales, que nos retan a descubrir y emprender un posible resultado. Toda empresa cuenta con una serie de etapas para llevar a cabo sus procesos, pero no todas las empresas entienden cómo deben reaccionar a estas en un mundo global, competitivo y cambiante. La mejora continua nos lleva a trabajar por siempre, dando un paso adelante que nos permita tener capacidad de reacción, de dirección, de toma de decisiones e incluso de cambiar el rumbo para poder seguir siendo un líder empresarial. ¿Y dónde se complica? El factor que complica la mejora continua en una empresa es el HUMANO, son las personas con ideas distintas, de cómo debería de trabajar, de ser, de operar la empresa. El Coaching como herramienta en este proceso, nos permite trabajar por un fin común, por un proyecto donde todas las áreas se sientan parte del mismo, un proyecto más grande que una obra, un proyecto que nos dice que somos la marca más destacada en la región, en el país o en el mundo, un proyecto que nos hace ser parte de algo más grande que cualquier otra empresa. ¿Es difícil lograr ser una empresa que inspire a todos sus trabajadores? Por supuesto que será todo un reto al principio y todo un deleite al final. Durante estas operaciones, existen cambios que jamás nos atrevimos a pensar que haríamos, disciplinas tan sencillas que jamás les dimos importancia y valores tan altos que jamás creímos tener.

Introducción del Coaching en la Construcción
Antes de empezar un proceso de coaching, se deben dejar en claro algunas líneas de acción entre el constructor y el coach para el mejor resultado de estas prácticas, como son las siguientes:

• Respeto a la persona. Se trabaja constantemente en la puesta en marcha de modelos de coaching para que el empresario comprenda y se involucre en todo momento, evitando imponer modelos y esquemas sin aprobación.

• Desarrollo de su autonomía. No se dan las respuestas ni se tiene la verdad absoluta, se cuestiona, se reformula, se sintetiza y se ayuda a vincular conceptos para generar respuestas.

• Dimensión individual. Se busca ayudar a cada quien a que identifique sus obstáculos y a que se generen compromisos para superarlos.

• Consideración del plano emocional. La emoción nos lleva a la implicación, esta a su vez cuando se hace verbal es más clara, y nos da la perspectiva de que estamos trabajando correctamente las emociones.

• Reflexión. Al trabajador sobre el porqué y para qué haces lo que haces.

• Compromiso de cambio. Cada miembro de la empresa debe comprometerse a hacer lo que considere necesario para mejorar.

FOTO SAÚL RANGEL

Por: Saúl Alberto Rangel Cabañas

Asesor, Consultor y Empresario.

 

Sello Junio 2017

 

 

 

 

Be Sociable, Share!

Comentarios
No hay comentarios en “El coaching: herramienta de mejora continua en la Construcción”