Crecimiento micro empresarial a través del cambio de comportamiento financiero

El comportamiento y hábitos empresariales son un factor clave de la trayectoria de toda microempresa. Junto con los factores socioeconómicos, los comportamientos del empresario influyen significativamente en el rumbo que su micro negocio tendrá. Esto incluye decisiones sobre el tamaño de la empresa, número de empleados, sector económico, nivel de formalización y aspiraciones de crecimiento. Comprender los diferentes comportamientos es imprescindible para lograr cambios de fondo que posibiliten un crecimiento sostenido. Tras años de investigación en diferentes economías, descubrimos que 75% de las microempresas en Latinoamérica se quiebran después del tercer año de operación debido a dos razones fundamentales:

1. Falta de acceso a capital.

2. Falta de capacidades, hábitos y comportamientos adecuados para manejar una empresa hacia el crecimiento.

Cuando se trata de administrar el negocio día a día, los microempresarios son muy buenos, pues, en muchos casos llevan años haciéndolo, sin embargo, a la hora de implementar acciones enfocadas a un crecimiento sostenido a futuro, suelen fallar.

 La gran mayoría de los casos de micro negocios, se trata de microempresarios que comienzan con una empresa que es muy pequeña que casi siempre nace en el núcleo de la familia. Bajo este contexto, uno de los primeros hábitos que mellan el crecimiento es mezclar las cuentas personales o familiares con las del negocio. De hecho, 90% de los microempresarios en México utiliza recursos propios durante estos primeros tres años, de acuerdo con la Asociación de Emprendedores de México, ASEM.

Lo anterior refleja un comportamiento que permite a microempresarias y microempresarios generar un flujo constante de caja que incluso les permite operar por años, pero no les permite expandirse, crecer e incrementar sus ingresos. Educación financiera digital Comienza por generar esta duda de posibilidad en las personas, se trata de sembrar esa oportunidad a través de un “¿y si se hace de forma diferente?”, con ello las y los empresarios abren su mente a nuevas posibilidades, como son los hábitos de contabilidad diferenciada entre hogar y empresa. Por otro lado, un comportamiento muy habitual en los microempresarios latinoamericanos y mexicanos es que tienen la dificultad de proyectar su negocio a mediano o largo plazo, puesto que, usualmente, operan en la inmediatez.

Por: Liza Guzmán

Por: Liza Guzmán

Vicepresidente de Estrategia de Clientes de Acción.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Hoy, las estrategias de marketing de compañías de todos los tamaños se basan en...
Las empresas representan un papel importante en un país para que la economía crezca,...
En el dinámico y competitivo mundo de los negocios, pequeñas y me dianas empresas...