Educación, formación de la fuerza laboral para las empresas

Soluciones que pueden implementarse para cerrar la brecha de competencias profesionales en México.

La acelerada transformación de los puestos de trabajo y la demanda de competencias cada vez más específicas por parte de las empresas, han impulsado a los colaboradores a adquirir nuevas habilidades laborales que les permitan seguir su desarrollo profesional. La encuesta global de la consultora McKinsey señala que el 87% de las empresas alrededor del mundo tendrán una brecha de habilidades en los próximos años.

Con este contexto, Tecmilenio, en conjunto con la Asociación Mexicana en Dirección de Recursos Humanos (AMEDIRH) y Natura, llevaron a cabo el panel “Cómo cerrar la brecha de habilidades para mejorar la competitividad profesional y empresarial”, para hablar sobre la problemática que enfrenta hoy la fuerza laboral de las empresas, así como las soluciones que pueden implementarse para cerrar la brecha de competencias profesionales en México, desde Tres distintas perspectivas.

Y es que, como señala el informe “Educación Superior en México: Resultados y Relevancia para el Mercado Laboral”, realizado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), en la última década, casi la mitad de los empleadores alertaron sobre la falta de competencias laborales en sus colaboradores y consideraron que la educación y formación de los solicitantes no se adecua a las necesidades de sus empresas.

Sobre la brecha de habilidades que existen en México y qué es lo que necesitan las organizaciones para combatirla, Mauricio Reynoso, Director General de la AMEDIRH, resaltó que: “Quienes tienen la responsabilidad de gestionar el talento en las organizaciones, así como los líderes empresariales, deben crear un puente de comunicación y de retroalimentación muy cercano con las universidades, además de ser conscientes de las competencias y roles que son requeridos dentro de la organización, para así contratar el talento con las competencias necesarias”.

Por su parte Lorena Manrique, HRBP de Áreas Comerciales de Natura, indicó que en el ámbito empresarial se puede contribuir a romper con esta brecha, teniendo muy claro las necesidades dentro de la organización y añadió que, no todo el talento necesita tener un alto nivel de preparación académica.

“Hoy, la formación académica puede verse como bloques de competencias y habilidades que las personas pueden adquirir a un nivel que les permita desempeñarse óptimamente en los trabajos para los que fueron contratados y así empezar a agregar valor a la compañía, gracias al desarrollo y crecimiento que pueden tener internamente”, señaló la HRBP.

Durante la intervención del Dr. Luis Gutiérrez, Vicerrector Académico de Tecmilenio, señaló que como institución buscan combatir la brecha de habilidades a través de la implementación de consejos empresariales que permitan estar cerca de las compañías y conocer sus necesidades en cuanto a las competencias que deben desarrollar los estudiantes durante su formación académica.

Este modelo ha permitido la co-creación de programas de estudio totalmente orientado a desarrollar las competencias necesarias para el mercado laboral y que pueden ser aplicadas dentro de las organizaciones. Lo que permite reducir la brecha de competencias en sus estudiantes.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Hoy, las estrategias de marketing de compañías de todos los tamaños se basan en...
Las empresas representan un papel importante en un país para que la economía crezca,...
En el dinámico y competitivo mundo de los negocios, pequeñas y me dianas empresas...