El lado oscuro de la evolución tecnológica.

En la era digital es inevitable asociar la evolución tecnológica con términos como inmediatez, eficiencia y conectividad, todo lo que termina reflejándose en una mayor productividad, pero también existen contraindicaciones en el uso de las nuevas tecnologías, las que paradójicamente conllevan un injustificable sentimiento de temor y vulnerabilidad. Ya sea que se trate de Inteligencia Artificial (AI), Internet de las Cosas (IoT), entornos virtuales, gemelos digitales, híper automatización, democratización del conocimiento, nubes distribuidas, entre otras tendencias que marcarán la pauta en el año. Debemos reconocer la dificultad que representa quitar de la mente de los usuarios la idea de que acercarse a la tecnología es como firmar un contrato en el que se asume el riesgo de utilizarla; sin embargo, esto no necesariamente debe percibirse así.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

El Big Data, sin duda alguna, se ha convertido en una constancia día a...
Entre los posibles riesgos, la seguridad de la información es el más peligroso y...
Negocios como hoteles, restaurantes, bares, centros de entretenimiento como cines, tiendas de mochilas y...