La revolución de la IA en el mundo del emprendimiento

En la actualidad digital, la Inteligencia Artificial (IA) se ha convertido en una herramienta indispensable para aquellos emprendedores que buscan mejorar su experiencia y hacer crecer sus negocios.

 El aprendizaje automático, el procesamiento de lenguaje natural y la visión por computadora, pueden ayudarnos a tomar decisiones más informadas, automatizar procesos y mejorar la eficiencia, lo que puede tener un impacto significativo en el éxito de un negocio. Sin embargo, para aprovechar al máximo las tecnologías de IA, los emprendedores necesitan tener acceso a datos precisos y relevantes, así como la capacidad de analizar y comprender estos datos. Además, es fundamental que se tenga una comprensión básica de la tecnología de IA y cómo se pueden aplicar a oportunidades de venta.

La capacitación y el desarrollo de habilidades son vitales para que se puedan aprovechar al máximo este tipo de tecnologías, ya que necesitan hacer preguntas y proporcionar los prompts adecuados para los algoritmos.

 ¿Qué son los prompts?

Son entradas o instrucciones dadas a un modelo de inteligencia artificial para que genere una respuesta también conocida como salida.

Esencialmente, un prompt es una indicación o un recordatorio para el modelo sobre lo que se espera que haga. Un ejemplo de prompt para el diseño de contenido en redes sociales podría ser: “Crea un algoritmo de IA que sugiera imágenes y texto para publicaciones en redes sociales basándose en las preferencias de la audiencia y el contenido del mensaje”. A partir de este prompt, se podría entrenar un modelo de aprendizaje automático para analizar el historial de publicaciones de una marca y las respuestas de la audiencia para sugerir imágenes y texto para futuras publicaciones. Esto podría ser útil para mejorar la calidad del contenido y aumentar la participación de la audiencia.

Otro ejemplo de prompt enfocado en finanzas podría ser: “Dado un historial de transacciones financieras, predice las próximas transacciones que realizará un cliente”. A partir de esta indicación, se podría entrenar un modelo de aprendizaje automático para predecir qué transacciones realizará un cliente en el futuro en función de su historial de transacciones anteriores. Esto sería ventajoso para la detección de fraude, la personalización de ofertas y promociones, o para mejorar la experiencia general del cliente al proporcionar recomendaciones más precisas y relevantes.

Por: Mtro. José Luis Rosano Vera

Por: Mtro. José Luis Rosano Vera

CEO: División 91 S.C.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Las empresas representan un papel importante en un país para que la economía crezca,...
En el dinámico y competitivo mundo de los negocios, pequeñas y me dianas empresas...
Las empresas sólo pueden sobrevivir compitiendo con procesos eficientes. La globalización y los procesos...